viernes, 16 de agosto de 2013

Requisitos mínimos.

Hola, ¿Cómo están? Como siempre, espero que se la estén pasando muy bien. En esta ocasión he estado trasteando un poco con la computadora y he podido comprobar de primera mano que la tecnología en computación avanza a pasos agigantados y conviene mantenerse actualizado para poder sacarle el mayor provecho posible.

De hecho, haciendo memoria sobre las computadoras que han sido propiedad de su servidor, he podido constatar el avance de muchas tecnologías y la desaparición de otras de una forma tan gradual, que en ocasiones puede tomarnos por sorpresa.

Mi primera computadora propia fue una Celeron socket 370 (Tualeron) a 1200 Mhz, con 128 MB de RAM, disco duro de 40 GB y una tarjeta de video ATI 9250 PCI de 128 MB. Esa maquina la recuerdo con mucho cariño, pues además de ser mi primera PC armada a la medida, lograba correr Doom 3 a una resolución de 640x480 sin relentizaciones (una proeza para un hardware tan limitado). Esa máquina le permitía a su servidor emular de forma fluida sistemas como PlayStation y Nintendo 64. El Chankast (emulador de Dreamcast) funcionaba a unos escasos 18 FPS, suficientes para probar los archivos ISO antes de grabarlos a CD-R.

A esa máquina le siguió una notebook Compaq Presario V3000 (famosas por sus leds azules de la muerte) que al momento de su muerte tenía un Turion X2 64 a 2 GHz y 1.5 GB de RAM. Fue una máquina con muy buenas prestaciones, en la cual se podía emular Dreamcast a velocidad completa empleando el emulador NullDC. Sin embargo, cosas como PCSX2 (emulador de PlayStation 2) funcionaban a unos miserables 2 FPS (suficientes para nada). Además esta computadora no era apta para jugar, pues tendía a recalentarse.

A la muerte de la V3000 vino una netbook Acer Aspire ONE AO751H. Esta netbook tenía la peculiaridad de tener una pantalla de 12 pulgadas (algo inusual para la época), 1 GB de RAM, un procesador de video Power VR5 (con aceleración de video) y un procesador Atom Z520 a 1.3 GHz. Ese Atom era bastante lento, pues estaba destinado para IMD (Internet Mobile Devices) como son smartphones. Por tal motivo, esa computadora tenía un desempeño terrible en los juegos y emuladores. Inclusive, era incapaz de correr emuladores de PlayStation a una velocidad aceptable.

Después de la Acer Aspire, llegó a mis manos una notebook Gateway NV52. Esa máquina tenía un procesador Athlon X2 64 a 2.0 GHz y 4 GB de RAM. Recuerdo que esa computadora era capaz de correr algunos emuladores a velocidades bastante buenas gracias a la cantidad de RAM, pero en general se comportaba como mi anterior V3000.

Después de la Gateway vino una computadora de escritorio (la cual agradezco de forma infinita a mi amigo Dash Bandit), que tenía un Athlon X2 64 4200+ 2.3 GHz y 2.5 GB de RAM. Prácticamente, la experiencia de uso era igual a la Gateway NV52 o la Compaq V3000, pero con la ventaja de que podía exigir un poco más al hardware, pues al ser una computadora de escritorio no existía el problema de recalentamiento. Para tratar de optimizar esa computadora adquirí 1 GB extra de RAM y una tarjeta de video HD5450, con la esperanza de que el desempeño de la máquina en videojuegos se viera mejorado. Sin embargo y pese a las mejoras, cosas como KOF XIII eran injugables y el PCSX2 funcionaba a unos 5 FPS (también injugable).

Y finalmente, mi configuración actual es un Pentium G2020 a 2.9 GHz, 2 GB de RAM y la misma tarjeta HD5450. Sin embargo, pese a que en números suena muy similar a mis computadoras anteriores, el desempeño de esta máquina es completamente distinto. Emuladores como Zinc, MAME, Dolphin (emulando GameCube) y PCSX2 funcionan al 100%. Un detalle negativo de esta computadora es que ya no cuenta con puerto paralelo. puerto serial, conectores IDE, conectores de Floppy o inclusive ranuras PCI. Sólo cuenta con puertos SATA 2, USB 2, un PCI-e 1X y un PCI-e 16X. Así que prácticamente todas mis piezas "legacy" (como tarjetas PCI o unidades de almacenamiento IDE) me son completamente inútiles en esta computadora.

Hasta aquí me siento satisfecho con mi computadora, sin embargo, al probar KOF XIII noté que el juego funcionaba igual (de mal) que en las Athlon X2. Pude constatar gracias al software GPU-Z que mi tarjeta de video, a pesar de sus mejores esfuerzos era incapaz de mantener al juego corriendo a una velocidad aceptable. Así que la primera idea que me pasó por la mente fue bastante obvia: overclock.

Coloqué un ventilador en mi HD5450 (pues de fabrica no traen) y procedí a incrementar la frecuencia del GPU con ayuda del programa  ATI GPU Clock Tool hasta donde fuere posible. Sin embargo, mi HD5450 es de la línea "mobile", por lo que sólo puede alcanzar unos 780 MHz debido a una limitante en el voltaje (0.9500 [V]). Si se incrementa la velocidad a los 800 MHz la computadora se torna inestable. Sin embargo, al elevar la velocidad hasta los 850 MHz, es posible correr (por unos cuantos minutos) el KOF XIII con toda fluidez. Realmente es frustrante ver que la modesta HD5450 se queda en el umbral de la funcionalidad por escasos 70 MHz.

En mi país, la tarjeta de gama superior inmediata a la HD5450 es la HD6570 (que cuesta el doble que la HD5450). En tarjetas de video AMD/ATI se maneja una nomenclatura muy curiosa, pese a que la lógica nos indicaría que una HD5450 debería ser más poderosa que una HD4850 (pues la matrícula es un número más grande), la realidad es que los dígitos realmente importantes son los últimos tres. Es decir, una tarjeta HDx450 es bastante modesta comparada con una HDx850. Inclusive, una HD5450 es ligeramente más poderosa que una HD6450.

Documentándome un poco más en internet averigüé que es posible elevar un poco el voltaje de alimentación de la GPU, gracias a la reprogramación de la BIOS. La gran mayoría de las tarjetas de video tienen controles de voltaje programables, por lo que modificar la BIOS puede permitirnos elevar el voltaje entregado a la GPU y la memoria, y por lo tanto, elevar su frecuencia de operación sin perder estabilidad. La herramienta adecuada para extraer y grabar la BIOS de las tarjetas de video AMD/ATI es ATIWinFlash, mientras que Radeon BIOS Editor (RBE), nos brinda una interfaz amigable para modificar los parámetros que deseemos de nuestra tarjeta.

En este punto creo pertinente advertir que si desean experimentar con la BIOS de sus tarjetas de video deben ser conscientes de que corren el riesgo de dejar inutilizable su tarjeta, invalidan la garantía y además, nadie (ni los autores de las herramientas de software, ni los administradores de los foros, ni su servidor) acepta responsabilidades ni reclamos ante cualquier eventualidad.

Edité el BIOS de mi tarjeta para que entregase 1.05 [V] al GPU en plena carga con la esperanza de poder alcanzar los ansiados 850 MHz con estabilidad. Sin embargo mi tarjeta se comportó de la misma forma que antes. Al verificar los voltajes, a pesar de que la tarjeta notificaba 1.05[V] en realidad se seguían entregando los mismos 0.95[V]. Por desgracia, en mi tarjeta los voltajes son fijos y si deseo aumentarlos debo recurrir a la técnica del "Volt Modding", que consiste en modificar las referencias de voltaje de los reguladores de la tarjeta para que entreguen voltajes más altos. Se trata de una modificación que implica muchas pruebas, mucho cuidado y una labor de investigación exhaustiva para encontrar las referencias de voltaje adecuadas.

Honestamente, no creo que sea la mejor opción recurrir al Volt Modding, pues de esa forma no solo se forza al GPU, sino a todos los componentes de la tarjeta. Además al operar a un voltaje mayor, el GPU reducirá de forma notoria su vida útil. Mi tarjeta es una Powercolor y en internet no existen testimonios de "historias de éxito" al aplicar Volt Modding a tarjetas de ese fabricante. Sin embargo, los poseedores de tarjetas marca Gigabyte tienen a su disposición guías muy completas que les permitirán exprimir el rendimiento de sus HD5450 al máximo.

Ahora bien, una de las preguntas más recurrentes en los foros de videojuegos es: ¿Mi PC correrá bien determinado juego? y los usuarios suelen poner un inventario de las piezas de su PC para que sean evaluados por el resto de los miembros del foro. Desgraciadamente hay tanta variedad de componentes de PC que es difícil evaluar el rendimiento de cada configuración para todos los juegos o programas que existen. Sin embargo podemos darnos una idea general del rendimiento de nuestra PC viendo su evaluación en la herramienta Passmark. En la página de Passmark, en el apartado Benchmarks es posible buscar nuestros componentes y ver su evaluación con respecto a otros componentes del mercado. Es muy útil para darnos una idea general si una actualización vale la pena o la ganancia de rendimiento es marginal. También nos sirve para ver cómo a pesar de que algunos CPU o GPU tengan números similares en el papel, su rendimiento es muy diferente.

Para cada uno de mis CPU, su evaluación (mayor es mejor) en Passmark es:
Intel Celeron 1200 MHz (263).
AMD Turion 64 X2 Mobile TL-60 (948)
Intel Atom Z520 (230)
AMD Athlon 64 X2 3800+ (940)
AMD Athlon 64 X2 4200+ (1285)
Intel Pentium G2020 (2836)

Lo cual ratifica el rendimiento que entrega cada procesador. Con estos números se puede concluir que si se desea emular PlayStation se requiere un procesador con una evaluación de 250, mientras que para emular Dreamcast se necesita un procesador con una evaluación que ronde 1000 y para emular PlayStation 2 se requiere de por lo menos una evaluación de 2800.

Mientras que en mis tarjetas de video podemos ver las siguientes evaluaciones:
Radeon 9250 (2) (X_x!)
Radeon HD 5450 (233)

Y por ejemplo, viendo que KOF XIII se encuentra en el límite de las capacidades de una HD5450, una tarjeta como la GeForce GT 610 (343) quizás sea capaz de correr el juego con fluidez, aunque en una apuesta más segura, una GeForce GT 620 (435) seguramente será capaz de realizar el trabajo de forma impecable.

Espero que este debraye sirva de referencia a alguien que desee jugar en su computadora gastando el dinero justo. Si se desea armar una computadora para jugar con el emulador de PlayStation 2, el emulador de NDS, el emulador de PSP y los juegos de la Taito Type X2, un procesador con evaluación de 2800 y una tarjeta de video con una evaluación de 350 deberían ser capaces de realizar esa tarea sin sufrir relentizaciones y sin inconvenientes.

¡Estamos en contact!

Soundblaster Audigy SE front panel.

Hola, ¿Cómo están? Bienvenidos sean de nueva cuenta. Recientemente me puse a la labor de reacondicionar una computadora con las piezas que...