sábado, 28 de enero de 2012

Ultimate Console Controller Match Up!! (Comparativa de controles).

Una de mis pasiones, como se puede notar debido al contenido del blog, son los controles de consolas de videojuegos. Son los dispositivos que le brindan su identidad a los videojuegos, ya que sin ellos no existiría la interacción entre el videojugador y el juego. Es decir, sin ellos, los videojuegos no serían diferentes a los programas de televisión. Sin embargo a algunas compañías desarrolladoras de periféricos pareciera que se les olvida su importancia y ponen a la venta controles incómodos, de mala calidad, pésimos acabados, respuesta mediocre y pésima durabilidad.

Sin embargo, hay empresas que se han esforzado por diseñar controles que tienen como fin facilitar al usuario la introducción de comandos para que su interacción sea lo más efectiva posible, es decir, que el control no se convierta en una barrera que limite la experiencia del videojugador.

Un ejemplo de esos controles es el control de XBOX 360, que aunque tiene muchos detractores, me parece que es un gran acierto en ergonomía. Entre las cualidades del control se encuentran su apropiada distribución de sticks analógicos, la solidez de sus botones, su peso reducido y su forma. Es un control que no cansa después de jugar por lapsos largos de tiempo. Pero también tiene sus defectos, entre los cuales el más notorio es la pobre respuesta que tiene su cruceta direccional.

Utilizando mi adaptador de controles en la Dreamcast, decidí hacer una breve comparativa (el título del post es cotorreo) entre los controles de Super NES, SEGA Saturn, DualShock, Nubytech Street Fighter II, el Arcade Stick de SEGA Genesis y el propio control de Dreamcast. Se comparó su desempeño en los juegos de peleas, donde se requiere de mucha precisión y velocidad para introducir secuencias con el fin de ejecutar movimientos especiales y combinaciones.

El fin de esta comparativa es compartir mi experiencia con respecto a estos controles para ayudar a quien busque una alternativa que le permita disfrutar de sus juegos de peleas de la mejor forma y sin tener que desembolsar la gran cantidad de dinero que representa comprar un arcade stick profesional (que sin lugar a dudas es la mejor opción).

La prueba fue muy sencilla. Para ella se empleó el juego de Capcom vs SNK 2 en su versión de Dreamcast, el modo de entrenamiento y al personaje Hibiki Takane. El objetivo fue ejecutar y conectar por completo el movimiento especial Shikabane no koete iku nari en su segunda derivación. Se aplica marcando un medio circulo desde el frente hacia la espalda del personaje, enseguida presionar hacia el frente y algún botón de patada simultáneamente. Posteriormente se aplica la secuencia LP, MP, HP, LP, MP, HP, LK, MK y un cuarto de círculo hacia el frente a la vez que se presiona HK. Sin embargo, se puede agregar un remate al marcar al final otro cuarto de círculo al frente junto con HK. Marcar este movimiento especial tiene su chiste, debido a que no basta con presionar la secuencia de botones correctamente, sino que se deben vigilar los tiempos en que se presionan los botones, ya que tiene partes donde se necesita retrasar o acelerar la secuencia.

En este punto cabe aclarar que traté de ser lo más imparcial posible al evaluar el desempeño de los controles, ya que cada uno de esos controles los adquirí en la búsqueda del mejor. Además, mi habilidad en el juego antes mencionado no es la de un novato ni mucho menos, de hecho ese movimiento especial lo conecté cerca de un millar de veces en las salas de arcade.

No daré una calificación numérica ni tratare de convencerlos de qué control es mejor, sino que reseñaré la experiencia que tuve con cada uno de ellos, para que de esta forma ustedes puedan elegir el que mejor se acomode a su estilo de juego.

Con el control de Super NES marcar el movimiento fue muy fluido. La secuencia de botones fue muy fácil de marcar debido a que el tamaño y la forma de los botones permite a los dedos ubicar en qué fila se encuentran, lo que ayuda a recorrer la secuencia. Sin embargo, después de varias repeticiones el roce de la cruceta con el pulgar de la mano izquierda fue un poco incómodo.

Con los controles DualShock (tanto DualShock 1 como DualShock 2) también se marcó el movimiento de forma muy fluida. Al contrario de lo que pensé, los botones direccionales no representaron gran obstáculo para marcar la secuencia. Aunque a primera instancia se tiene la impresión de que el control no responde, la verdad es que la sensibilidad de los botones es muy alta. Así, aunque al usuario le dé la impresión de no estar marcando la secuencia (ya que los botones direccionales no se presionan mucho) la verdad es que el control registra muy bien lo que se está ejecutando. Los botones L y R son más pequeños que en el control de Super NES, lo que obliga al usuario a mover un poco más los falanges distales (las puntas de los dedos de la mano) para presionarlos. El stick analógico es muy sensible y suele marcar direcciones con mucha facilidad, lo que en ocasiones provoca que las secuencias rápidas se registren de forma errónea.

El control de SEGA Saturn permite marcar el movimiento con mucha fluidez y precisión. La cruceta se puede presionar balanceando el pulgar (sin necesidad de deslizarlo) lo que evita el roce y las posibles ampollas. La disposición de los botones permite ubicar de forma muy precisa el botón que se desea presionar y ayuda a presionar la secuencia de forma correcta.

El control Nubytech es muy similar al de SEGA Saturn, sin embargo su cruceta es muy pequeña, lo que dificulta un poco marcar los movimientos.

El Arcade Stick de SEGA Genesis tiene una respuesta muy pobre en las direcciones. Marcar el movimiento fue relativamente complicado. Sin embargo para presionar la secuencia de patadas y puñetazos, la distribución de los botones resultó ser muy cómoda.

El control de Dreamcast se comportó muy similar al DualShock excepto en un detalle. Los gatillos L y R representaron un verdadero impedimento, ya que el movimiento extra de los falanges distales provoca un leve retraso. Debido a ese retraso, es muy fácil perder la secuencia de golpes. Sin embargo, un jugador experimentado puede compensar ese retraso presionando con anticipación los gatillos.

El uso de un determinado control no nos hace mejores o peores videojugadores, pero puede afectar la forma en que transmitimos nuestros comandos al videojuego. Así, con el uso del control que nos resulte más cómodo podemos realizar jugadas tal y como las visualizamos en nuestra mente, sin que eso tenga que ver precisamente con nuestra habilidad.

Hay quien prefiere acostumbrarse a un control que no es del todo amigable con su forma de juego, con el fin de eliminar ese factor de ventaja competitiva. Yo soy de la idea contraria, busco el control que me resulte más cómodo y que me permita disfrutar de los juegos, sin tener que realizar la curva de aprendizaje que implica el tener que acostumbrarse a un control relativamente incómodo. Veo absurdo torturarse y tratar de acostumbrarse a jugar juegos de peleas con el control de Dreamcast, cuando existen otros controles que desde un principio te permiten disfrutar plenamente de dichos juegos.

Mi recomendación es que si planean adquirir algún control especial, busquen reseñas en internet o revistas que se enfoquen en su funcionamiento y respuesta. Algunas reseñas populares como las de The Game Museum o Classic Game Room son inútiles si se desea dar algún práctico a los controles, pues se enfocan a los acabados, a la apariencia y al valor ornamental del control, sin prestar la mínima atención a su desempeño al momento de jugar. Eso me parece completamente absurdo, considerando la función principal de los controles.

Ahora bien, mi recomendación personal es que si son amantes de los juegos de peleas, consigan un control de SEGA Saturn modelo 2, o en su defecto, consigan el Control Pad SEGA USB. El Control Pad es idéntico al control de SEGA Saturn modelo 2, pero cuenta con conexión USB. Cuidado con las copias piratas de Retrolink, que son de una pésima calidad.

Soundblaster Audigy SE front panel.

Hola, ¿Cómo están? Bienvenidos sean de nueva cuenta. Recientemente me puse a la labor de reacondicionar una computadora con las piezas que...